VEME Digital » » ¿Utopías magisteriales?

¿Utopías magisteriales?


By VEME - 11/30/20 9:07 AM




SIGNOS VITALES

Alberto Aguirre

Enarbolan la bandera de la unidad, con un objetivo superior: precipitar la salida de Alfonso Cepeda Salas de la dirigencia nacional del SNTE en el próximo semestre. Los elbistas han llamado al resto de las corrientes magisteriales a sumar fuerzas y alcanzar la democratización del gremio.

Legalidad versus legitimidad, en el sindicato más grande de América Latina. La directiva del SNTE pretende cumplir con el periodo para el que fue ratificada por el Consejo Nacional, que concluirá en febrero del 2024, pero amparadas por la nueva reforma laboral y el T-MEC, el Movimiento Nacional por la Transformación Sindical pretende una reforma al Estatuto que recorte el mandato de Cepeda Salas.

Nuevas reglas para renovar la dirigencia nacional y una veintena de comités seccionales, en suspenso por la contingencia sanitaria, sin duda, pero también por el medio centenar de amparos tramitados por representantes elbistas contra el Reglamento de Elecciones.

Unos y otros insisten en que los maestros deben ir a las urnas. Y la legislación vigente obliga a las organizaciones sindicales a procesos de renovación mediante voto universal, libre, directo, secreto y personal e intransferible de sus afiliados.

El movimiento transformador emergió públicamente hace cuatro meses con la bandera de devolver al SNTE su dignidad y el propósito de sumar “todas las fuerzas y voluntades democráticas” dentro y fuera del magisterio. En esa búsqueda, la coordinación nacional, encabezada por Ricardo Aguilar Gordillo, propuso al Congreso de la Unión sendos exhortos para que la renovación de los órganos directivos del sindicato magisterial se realice “conforme a lo establecido y mandatado en el marco jurídico, acatando los compromisos internacionales adoptados por nuestro país”.

Y mientras, avanza la conformación de una Asamblea Nacional de Bases. Al mediodía del pasado sábado 28 ocurrió la primera reunión preparatoria de esta confluencia, en el centro de exposiciones Naucalli, en el Estado de México. Los participantes habían llegado desde el jueves 26 a la CDMX y hasta la víspera —vía WhatsApp— supieron del lugar donde serían las deliberaciones públicas. Los organizadores buscaban evitar sabotajes de los institucionales o la disidencia antielbista.

Ese jueves, Aguilar Gordillo, junto con líderes sindicales que tienen posiciones legislativas y “referentes sindicales” como Carlos Jongitud Carrillo, del STE, y representantes de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación, sostuvieron una reunión con el presidente de la Mesa Directiva del Senado, Eduardo Ramírez Aguilar.

Si los legisladores adoptan la petición de las bases magisteriales, expedirían un llamado público al SNTE para que a la brevedad convoquen a elecciones. En el recinto senatorial, la exdiputada tamaulipeca Érika Crespo Castillo insistió en la urgencia de rescatar al SNTE y devolver al magisterio la dignidad perdida.

“Tiene que haber celeridad en la democratización de las organizaciones sindicales”, reconoció Ramírez Aguilar, “y el SNTE es una prioridad”. El órgano legislativo irá a fondo en la transformación sindical para convertirla en una realidad. Tiene que ser pronto.

El sábado 28, en en CEFE-Naucalli, 37 “referentes sindicales” y más de 200 representantes de las bases magisteriales convirtieron esa jornada por la democratización del SNTE en un coro de expresiones de repudio contra el actual secretario general.

“Va a caer, va a caer. Cepeda va a caer”, se escuchó mientras la lideresa oaxaqueña Dominga Escobar Luis, decretaba la clausura de la plenaria. Antes, por separado, sesionaron los “referentes sindicales” y los representantes de las bases.

Además de las deliberaciones, hubo una participación a distancia del senador Ramírez Aguilar y mensajes solidarios de las diputadas morenistas Jannet Téllez Infante, de Hidalgo, y Guillermina Alvarado, de Nuevo León.

Ante la animosidad hacia Cepeda, el coordinador de la comisión política nacional del Movimiento de Bases subraya el hito de la confluencia de las corrientes internas para avanzar en la construcción de una ruta para democratizar al SNTE.

Al final, cinco acuerdos: citar a los representantes de las distintas expresiones sindicales a una “asamblea representativa”, dentro de dos meses, y una Convención Nacional, para abril del 2021, en la que consensuarían una propuesta de reforma al estatuto sindical que establezca las reglas de la elección de la nueva dirigencia.

Efectos secundarios

INDEFINICIONES. Sin mayores explicaciones, la secretaria general del Instituto Politécnico Nacional, Guadalupe Vargas Jacobo, notificó a los integrantes del Consejo General Consultivo, de la cancelación de las sesiones programadas para este mediodía; una —”extraordinaria y solemne”— sería para investir al nuevo director general. ¿Manotazo para apaciguar a los acelerados o una advertencia para precipitar el nombramiento? Todavía no hay humo blanco y los consejeros politécnicos deberán ser citados nuevamente, antes del inicio de las festividades guadalupanas.

DESPROTEGIDOS. Las primeras señales fueron visibles, al menos 72 horas antes de ataque. En las redes sociales, los hackers trataron de vender un acceso del administrador del dominio de los sistemas informáticos de la Comisión Nacional de Seguros y Fianzas. El viernes, en esa misma plataforma, el organismo descentralizado dio cuenta de “un incidente de seguridad cibernética” sin confirmar reportes externos que dimensionaron la gravedad del asunto: Ransomware LockBit capturó 50 servidores y pedía un rescate de millón de dólares.

Twitter@aguirre_alberto