Primer pareja gay logra casarse en Nuevo León luego de varias horas de lucha

El 19 de febrero de este año, la comunidad LGBTI de Nueva León recibió la noticia de que la SCJN daría luz verde al matrimonio igualitario, después de aceptar una acción emitida por la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH).

La comunidad gay se hizo presente en las redes sociales al mostrar su orgullo al convertirse en el 13vo. estado en legalizar el matrimonio entre el mismo sexo a nivel estatal, al declarar como inválida la aceptación única de “hombre y mujer” establecida en el Código Civil del estado, Artículos 140 y 148.

Sin embargo, este lunes demostraron que había una pequeña cláusula que eligieron no mencionar anteriormente y no se conoció hasta que se impidió la primera boda LGBTI sin amparo; por lo que parecía que su boda no se iba a efectuar por el momento.

El Congreso de Nuevo León afirma que esto pasó debido a que que no había enviado la constancia sobre el conocimiento de la resolución de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), la cual ampara el matrimonio igualitario.

Pero esta pareja no se quiso rendir y tras varias horas espera, finalmente lograron que se impartiera justicia y se efectuó el matrimonio de Amatzu Aranda Conchola de 37 años y Janneth Oliva Piña de 32, convirtiéndose en la primera celebración de dos personas del mismo sexo en el estado.

A la ceremonia, atendieron sus familiares y algunos integrantes de la comunidad LGBT y al terminar esta celebración, exclamaron que“¡Sí se pudo!”, refiriéndose ala larga espera para que se pudiera consolidar su matrimonio, así como a los largos años del pasado en los que no se quiso permitir esta unión.