Nicolás Maduro, pide a México y Uruguay que reactiven el plan de dialogo

Este sábado, Juan Guaidó, dio inicio a lo que llamó como la “fase definitiva” de su plan para lograr la salida del gobernante Nicolás Maduro del poder, y convocó a nuevas manifestaciones.

Por su parte, el presidente Nicolás Maduro, pidió a México y a Uruguay que reactiven el plan de dialogo para dar solución a la crisis que vive Venezuela.

Los venezolanos llevan dos meses y medio en una crisis política fuertísima.

Nicolás Maduro se dirigió este sábado a los Gobiernos de México, Uruguay y Bolivia

«Venezuela pide apoyo y acompañamiento para un gran diálogo de paz y entendimiento», manifestó Maduro en un acto con militantes convocado, como viene siendo habitual, para contraprogramar las movilizaciones de los simpatizantes de Guaidó. «Toda mi voluntad para buscar una vía de negociación (…) por el bien del futuro», insistió Maduro. Sin embargo, la mayoría de las fuerzas opositoras rechazan de plano esa hipótesis y, tal y como repite Guaidó, la ruta a seguir es: «cese de la usurpación, un Gobierno de transición y elecciones libres». Aunque sus dirigentes reconocen que en ese escenario debería darse una negociación con sectores del oficialismo, no aceptan, al menos por el momento, la posibilidad de unas conversaciones marcadas por las condiciones y los ritmos del Gobierno como ha ocurrido en otras ocasiones.

Maduro todavía tiene el control del país y ha tratado de echar para atrás, por todos los medios habidos y por haber, los planes de Juan Guaidó, el presidente encargado y líder opositor que no está dispuesto a ceder.

El sábado Guaidó organizó protestas y Maduro, en un evento con sus seguidores dijo que Venezuela estaba pidiendo apoyo para lograr un gran diálogo de paz.

Según el líder chavista, la idea es que con la ayuda de México, Uruguay, Bolivia y el Caribe, su gobierno cree una mesa de diálogo nacional que incluya a todos los sectores políticos, culturales, económicos y sociales de Venezuela.

¿Por qué le pidió ayuda a esos países? Porque es el único grupo que sigue sin reconocer a Guaidó como presidente interino de Venezuela y apoya la idea de una transición pacífica del poder con elecciones libres y transparentes.

Con info de El País

CrisisVenezuela