VEME Digital » » Foros de Escucha para la Paz y la Reconciliación: Esperanzas y temores, justicia y justicialismo, democracia y populismo…

Foros de Escucha para la Paz y la Reconciliación: Esperanzas y temores, justicia y justicialismo, democracia y populismo…


By VEME - 12/12/18 10:30 AM

ESPERANZAS Y TEMORES, JUSTICIA Y JUSTICIALISMO, DEMOCRACIA Y POPULISMO, IDEAS Y HECHOS, PRINCIPIOS Y ACCIONES, LA FE CIEGA DE UNOS Y EL ODIO PREJUDICIAL DE OTROS: LUCES Y SOMBRAS DE UN MOMENTO HISTÓRICO. LAS RESPONSABILIDADES DE LA SOCIEDAD CIVIL.




Las luces: los Foros de Escucha para la Paz y la Reconciliación. Se trata, quizás, de la novedad más sobresaliente del nuevo gobierno mexicano. Una señal democrática y humana de extraordinaria importancia. Todas las voces, la visibilización de las víctimas sin revictimización, la humildad de los nuevos secretarios de Estado, el papel protagónico de la Sociedad Civil, las ideas innovadoras que parten de una política incluyente. Quién no lo ve, o vive en otro país o está en mala fe.

Las sombras: una Fiscalía que no sabe (y, por lo visto, no sabrá) qué es la autonomía. Para los que trabajan, como nosotros, desde hace muchos años para la Justicia y la Seguridad Humana en México, es una herida abierta. Nosotros que quisiéramos ver, finalmente, un Procurador de la República miembro de un Poder Judicial verdaderamente autónomo e independiente del Ejecutivo, parece que tendremos que seguir esperando otro sexenio y picando piedra.

Las luces: la nueva Secretaria del Trabajo, Luisa María Alcalde. El proyecto de subir sensiblemente el salario mínimo de los trabajadores y las trabajadoras mexicanas es importante. Mejorará la vida de millones de personas y dará un impulso decisivo a la economía nacional. Luisa es una mujer extraordinaria y cree en lo que hace.

Las sombras: la esterilización química para violadores es una medida indigna de un país civil. Se trata de una violación de los Derechos Humanos y es un acto de barbarie enorme, segundo solamente a la pena de muerte. Además se trata de un instrumento ineficaz para la lucha contra el feminicidio y la violencia de género. Sirve sólo para una cosa: vengarse. Es un acto de populismo burdo que con la Justicia no tiene nada que ver, y habla solamente al vientre de la opinión pública sedienta de revancha y poco propensa a la responsabilidad.

Las luces: la cancelación de la peor reforma educativa de la Historia para fortalecer la idea central del derecho a una Educación digna para cada persona que nace y crece en México, es un acto de valor político y un reto extraordinario para el futuro próximo.

Las sombras: pensar que las fuerzas armadas, en este país, son sanas e inmunes al fenómeno de la corrupción, es por lo menos ingenuo. La idea de dar vida, en México, a una policía militar parecida a los carabinieri en Italia podría tener como único resultado la militarización del país.

Las luces: la construcción de nuevas universidades públicas es una buena noticia y, junto con el proyecto de dar vida a un servicio sanitario público, eficiente, universal y gratuito, nos hace esperar – finalmente – en el nacimiento de una verdadera potencia mundial, humana, noviolenta y respetuosa de los derechos de todas y todos.

En este columpio de sentimientos y humores, el papel de la Sociedad Civil es el de continuar a trabajar para un mundo mejor, sin santificar a nadie ni condenar a priori a los y las que deberán gobernar a México en el próximo sexenio. Veo a demasiados amigos que, a través del facebook, se esfuerzan sólo y exclusivamente para descalificar al nuevo gobierno que, evidentemente, no votaron; creo que deberían dedicarse a centuplicar las energías para llevar a cabo su propio trabajo, valiosísimo, con el fin de incidir positivamente en la vida de todos, iluminando el camino de la política y corrigiendo los errores inevitables de quien tiene que enfrentarse a un presente tan complejo y violento. Por otro lado, veo a otras personas que creen haber encontrado a su nuevo Salvador y están dispuestas a otorgarle toda la fe de la cual su desesperación es capaz; desconfío de todos los adeptos del mundo, temo su fanatismo y aborrezco la pasividad que los distingue.

Ni unos, ni otros.
Necesitamos brazos para trabajar, piernas para caminar, cabezas para pensar y, sobre todo, corazones para sentir. Todo lo demás es un vicio, puro adorno, palabras al viento.

 

Paolo Pagliai

Doctor en Pedagogía por la Universidad Nacional Autónoma de México, con estudios en Ciencias de la Formación por la Universidad de Florencia y en Glotodidáctica por la Universidad Ca’ Foscari de Venecia.


Este contenido representa la opinión del autor y no necesariamente la de Veme.digital



TE RECOMENDAMOS



Gobierno federal alista plan contra la defraudación fiscal

En conferencia de prensa en Palacio Nacional, el mandatario federal aseveró que el tráfico de facturas era “un negocio transa” permitido por el gobierno federal…

Ver más


Quintana Roo disminuye niveles de inseguridad AMLO

El presidente Andrés Manuel López Obrador afirmó que, resultado de las labores de coordinación entre el gobierno federal y local, el estado experimenta una disminución…

Ver más