VEME Digital » » Desde Chiapas: Techos verdes para reducir el calor

Desde Chiapas: Techos verdes para reducir el calor


By VEME - 04/28/21 10:43 AM




Un grupo de investigadores de la Universidad Autónoma de Chiapas (Unach), ha creado techos verdes económicos y autoconstruibles, que mantienen el interior de las viviendas 17 grados más frescas que el exterior. 

En el proyecto que lleva desarrollándose e 12 años, han participado investigadores y alumnos de las universidades públicas estatales de Oaxaca, Mérida, Guerrero y Coahuila, coordinados desde la Unach. El financiamiento viene de un programa de investigación en cambio climático de la UNAM y del respaldo del  Laboratorio Nacional de Vivienda de CONACYT.

Los techos verdes son cubiertas ajardinadas en la azotea de un edificio que está total o parcialmente cubierto de vegetación, se usan para reducir las islas de calor, fenómeno que produce un incremento de temperatura en una zona específica afectada por la reducción de áreas verdes y el incremento de concreto.

Cómo funciona

El doctor Gabriel Castañeda Nolasco, profesor de la Unach y miembro del grupo de investigación denominado Componentes y condicionantes de la vivienda, constituida por cinco profesores de la Facultad de Arquitectura, explicó que en colaboración con el Programa de Investigación en Cambio Climático de la UNAM, las universidades de Guadalajara y Sonora, así como las autónomas de Guerrero, Benito Juárez de Oaxaca, de Yucatán y de Ciudad Juárez, diseñaron techos verdes que tienen un costo 13 por ciento menor en relación a los comerciales.

“En nuestro país, los techos verdes son muy caros debido a que los materiales que se utilizan vienen del extranjero. En promedio, el metro cuadrado cuesta mil 200 pesos, mientras que nuestro diseño es de aproximadamente 150 pesos”, explicó.

Este techo sustituye los impermeabilizantes.

Ayudan a reducir el fenómeno conocido como Islas de Calor en las ciudades (donde las planchas de cemento calientan el aire).

Entre las aportaciones de esta innovación se encuentra un sistema que utiliza PET reciclado para atrapar las raíces y evitar que éstas rompan los techos. Las botellas de plástico, además, sirven para levantar el sustrato (tierra) y tienen la ventaja que son de peso ligero.

Una ventaja es que es autoconstruible, lo que también reduce sus costos. La institución realiza la capacitación necesaria para que la transferencia de tecnología sea posible, explicó el investigador.

Una posible desventaja es que es necesario realizar un análisis preliminar para la implementación de techos verdes, sobre todo en ciudades que presentan problemas de contaminación atmosférica, para garantizar la eficacia de los mismos. Los techos verdes pueden no ser aptos para su uso en zonas de alta contaminación ambiental.

con info de https://webadictos.com/