En el 2017 la corrupción le costó a México 7 mil 218 millones de pesos, 12.5% más que los dos años antes, es decir. Lo que se traduce a  2 mil 273 pesos, por mexicano, de acuerdo a  la Encuesta Nacional de Calidad e Impacto Gubernamental del INEGI.

Desglosado:

seguridad pública, con 59.5%,

trámites relacionados con la propiedad, con 30.7%.

Entidades:

Ciudad de México con el 20.1%;

Quintana Roo, 17.6%; Morelos, 17.2%;

San Luis Potosí, 16.7%;

Chiapas, 16.2%;

Durango, 16.0%;

Estado de México, 15.9%;

Chihuahua, 15.6%;

Sonora, 15.1%.

Durante 2017, la corrupción se ubicó en el segundo lugar de los problemas que más preocupan a los mexicanos: aumentó del  50.9% en 2015 a 56.7% en 2017.

La inseguridad y delincuencia se mantuvo como el principal problema que preocupa a la población con 73.7%, superior al 66.4% estimado en 2015.

También se midió la satisfacción de la población con los servicios de educación pública básica, educación pública universitaria, servicios de salud del IMSS, Issste y Seguro Popular, energía eléctrica, transporte público masivo automotor, autobuses de tránsito rápido, metro o tren ligero y autopistas de cuota. En general, la satisfacción promedio a nivel nacional pasó de 43.5% en 2015, a 44.5% en 2017.

En cuanto a los servicios públicos básicos, las calles y avenidas, la policía y el alumbrado público, obtuvieron un nivel de satisfacción de 23.7%, 23.8% y 35.9%, respectivamente.

 82.1% de la población de 18 años y más está satisfecha con el servicio de educación pública universitaria durante 2017, mientras que para el servicio de salud en el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) la satisfacción fue de 44.4% y, respecto al transporte público masivo automotor, fue de 31.3%.

Finalmente, en la realización de trámites, pagos y solicitudes de servicios públicos, además de otros contactos con servidores públicos, en 78.5% de los casos los usuarios manifestaron sentirse satisfechos.

Fuente: INEGI y El Universal