VEME Digital » » Atrapados en la frontera, migrantes esperan fin de la pandemia

Atrapados en la frontera, migrantes esperan fin de la pandemia


By VEME - 06/24/20 10:07 AM



OIM / Rafael Rodríguez Los emigrantes centroamericanos se desplazan con los medios que pueden a través de México para intentar alcanzar la frontera de Estados Unidos.

  Atrapados y expuestos al coronavirus en la frontera de México con EEUU Un tramo de la frontera de México con Estados Unidos en una playa precintada por la pandemia de coronavirus.

Los cierres de fronteras han provocado que numerosas personas, entre ellas niños y adultos mayores, se hayan quedado atrapadas en lugares fronterizos.

“Estas personas permanecen en campamentos improvisados, en situación de calle, en comunidades o centros de acogida, en los que no siempre se han implementado los protocolos sanitarios para protegerlas, según las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud”, advierte en un comunicado la Oficina, que dirige Michelle Bachelet.

Atrapados y expuestos al coronavirus en la frontera de México con EEUU

“México, al igual que la mayoría de los países, no estaba en las mejores condiciones para responder a la pandemia”, resume y expresa su preocupación por el impacto social de “un posible colapso del sistema de salud cuando el país se acerca al pico epidemiológico”, a pesar de “los esfuerzos de los gobiernos federal y estatales” para hacer acopio de material médico y reclutar y capacitar a personal sanitario”. Marcelo Fernández jefe de misión de Médicos sin Fronteras (MSF) para sus proyectos en Matamoros y Reynosa.

Las personas que están en movimiento, como los refugiados, los migrantes, los desplazados, apátricas y solicitantes de asilo, entre otros, son particularmente vulnerables a actitudes y comportamientos que las estigmatizan y discriminan y éstas se ven fomentadas por las narrativas que les asocian con la propagación de la COVID-19.

La frontera entre México y Estados Unidos es una de las más peligrosas del mundo. Antes de la pandemia, quienes vivían o recalaban allí ya sufrían la desenfrenada violencia de las organizaciones criminales que operan a ambos lados y que tienen en el tráfico de personas uno de sus negocios. Por eso, MSF trabaja desde hace años en esta zona fronteriza, donde ha documentado casos de violencia sexual y secuestros, entre otros abusos.

En consecuencia, “estas personas se encuentran atrapadas en un peligroso limbo, y su vulnerabilidad aumenta con la expansión de la COVID-19”, puesto que “muchos viven en condiciones poco sanitarias, como en el campamento para solicitantes de asilo en Matamoros”, donde el pasado mes de octubre, antes de la llegada del coronavirus, MSF ya había atendido a numerosos pacientes con infecciones respiratorias, entre otras dolencias, atribuibles al hacinamiento y a las escasas medidas de higiene”. abunda Fernandez.

Sin importar su estatus migratorio, todos deben tener acceso a la salud, la alimentación, la información en un idioma de su comprensión, el derecho a solicitar asilo y a una evaluación individual de otras necesidades de protección. Así mismo, se debe garantizar acceso a servicios básicos en igualdad de condiciones, sin discriminación y con perspectiva de género y enfoque diferenciado.

Con info de EP y ONU