África es pobre”, esta es la declaración que más escuchamos, es muy común ver imágenes de los niños viven en desastrosas condiciones, muertos de hambre, también escuchar a las empresas y personas pertenecientes a la imagen pública realizando trabajos de caridad dirigidos a este continente.

Los medios se han enfocado en convencernos a todos que este continente es pobre, mostrándonos imágenes de sus habitantes en devastadoras condiciones, muertos de hambre; sin embargo lo que es una realidad es que África no es pobre, de hecho es muy rico en sus recursos, desafortunadamente estos nunca se destinan para ellos, ya que son robados por los demás países.

Petróleo, metales, minerales, comida, textiles, transporte, estos son solo unos cuantos ejemplos de los recursos con los que cuenta África, por lo que no tiene sentido que las personas vivan en la pobreza en un país que les puede proporcionar tantos materiales, pero ¿Porqué pasa esto? Es simple, los países extranjeros, desde hace mucho tiempo países extranjeros se dieron cuenta de lo mucho que podían beneficiarse y eso es lo que se han dedicado a hacer.

En un reporte se trató de demostrar esto, se basa en un conjunto de cifras en las que se encuentra que África es un acreedor neto para el resto del mundo por una suma de más de $41 mil millones,  y alrededor de $ 161 mil millones al año por aquellos que trabajan fuera de África y envían dinero a casa.

Esencialmente, las empresas multinacionales le están robando gran parte de sus recursos, con el pretexto de que se está generando su riqueza en paraísos fiscales, estos flujos financieros representan únicamente el 6.1% del (PIB) del continente, o tres veces lo que África recibe en ayuda.

También existe la “repartía”,  que son las ganancias que se obtienen en África, pero que no son destinados para ello, sino que se envían a cualquier otro lugar, un ejemplo sería la ciudad de Londres que se enriquece con estas ganancias extraídas de la tierra y trabajo de África.

Por si fuera poco, se está robando alrededor de $ 29 mil millones al año por la tala ilegal, la pesca y el comercio de la vida silvestre, y existe una deuda de $ 36 mil millones por los daños del cambio climático, debido a que no pueden utilizar los combustibles fósiles para desarrollarse de la misma manera que lo ha hecho Europa.

Esto es solo un poco de lo que se habla en este (PDF), el cual, es una crítica hacia los países que se han aprovechado de sus materiales y que al mismo tiempo ha afectado al continente africano.

 

Con info de Africa is not poor, we are stealing its wealth | Al Jazeera